DOÑA JUANITA ( SEGUNDA PARTE)


Aún sigue sonando el reloj a la misma hora, ella sigue levantándose igual que cuando acudía  a sus clases de aquel colegio nacional que no es, ni la sombra de lo que era;
Se siente mayor pero quiere seguir siendo la mujer que siempre soñó ser; ya peina más de 70 abriles.
-Esta tarde toca café con las amigas después de misa; ya quedan pocas amigas activas, todas o casi todas tienen los achaques de la edad.
Hoy sin querer, al mirarse al espejo ha recordado algo de su infancia; Juanita últimamente recuerda con nitidez su infancia, e incluso aquello que quisiera olvidar.
Su familia  Católica activa y activista, ella desde muy pequeña estaba muy acostumbra a rezar cada día, cada mañana acudía a su casa una profesora que le enseñaba a leer y a escribir; por la tarde acudía a un local de la liga femenina del Régimen que le enseñaba sus labores….
Es la pequeña de cinco varones, ella la única hija y además la pequeña de su casa; Su padre era uno de los políticos del pueblo nombrado a dedo por el Régimen; acostumbrada hacerse notar a través de su voz, su vida desde el minuto uno es planificada por sus padres, y no por ella….; - Un buen hombre y además con apellido será el que te despose y no otro…… y sino a cuidar a tus padres.
Su adolescencia no fue emocionante y menos aún rebelde,disciplinada, sumisa en casa, siempre al servicio de sus padres, la juventud un premio- enseñar en una escuela nacional, a leer y escribir a los niños y niñas afortunados que pueden acudir a la escuela, es allí donde impone su orden, la disciplina aprendida y toda la rebeldía castrada en sus años de adolescencia.
En su habitación a la luz de  un quinqué de luz, bajo la manta se pasa todas las noches leyendo novelas románticas, novelas prohibidas……..sueña cada noche con las historias que lee, en cambio cada mañana al acudir al colegio su registro cambia, seria, rígida y mientras su corazón llora encerrado en tu cofre de hielo……..

Comentarios

Entradas populares